Páginas vistas en total

sábado, 19 de febrero de 2011

LO QUE NOS CUESTA EL EUSKERA, PATXI.


Todo el mundo sabe que la Cadena Ser está repleta de periodistas socialistas facinerosos. Uno de ellos busca el despido. Ha dicho esta mañana en las noticias de SER-EUSKADI que Patxi López se gastó 40.000 euros el año pasado en sus clases de euskera. La verdad es que no se le luce. Ni leyendo. El otro día se le saltó el tic de la ceja 5 veces mientras leía un párrafo de 30 segundos. Este año se gastará otros50.000 euros en no aprender euskera. Creo que la Academia Ullibarri que se dedica a tan dura tarea tendrá que pensarse si es bueno para sus profesores ganarse tan mala fama. Ullíbarri no es capaz de enseñar euskera en dos años ni a un lehendakari con "Estudios de Ingeniería". ¿Quedábamos que Patxi López era ingeniero o no? Sus periodistas de campaña engordaron la burra al vendernos sus curriculum en las elecciones de 2009. No, Patxi López no es ingeniero. El hijo de Lalo ni acabó la carrera ni sabe euskera. La lección sobre cómo llevar a Euskizofrenia por la senda de la paz se la sabe bien. Hay quien piensa que poco más se puede pedir a un Lehendakari. Que hable en nombre de todos los vascos. Que demuestre que piensa en todos los vascos. También en los nacionalistas. Ibarretxe sí que aprendió euskera e inglés como una moto en cuanto se hizo Lehendakari. Aún recuerdo cómo en la precampaña de 1998 escribía en la espalda de uno de sus plumillas las frases que iba a responder en euskera a los compañeros de Euskadi Irratia. Pero claro, Ibarretxe sí que acabó una carrera. Lo que no le enseñaron en la Universidad fue que una institución como la Lehendakaritza debe pensar en el beneficio de todos los vascos. También de los que se sienten vascoespañoles. Y así nos fue de mal con el Pacto de Lizarra: 46 asesinatos tras aquella Tregua Trampa de ETA. López no aprenderá nunca euskera. Ibarretxe es incorregible. Y Basagoiti sigue haciendo oposiciones a monologuista del Club de la Comedia. Cuando le tocó leer un parrafito del Linguae Vasconum Primitiae de Bernart Etxepare, a su público nos dio un ataque de vergüenza ajena. Euskera daki zu, Antonio? Noski baietz!

No hay comentarios: