Páginas vistas en total

martes, 5 de julio de 2011

CRISIS ENTRE QUIENES CUENTAN LA CRISIS

Malos tiempos para el periodismo. La crisis se ceba entre quienes tienen que explicarla. Nadie se salva. Antena 3 y Telecinco (en el c... te la hinco) han desmantelado sus oficinas en Euskadi. ETA ya no mata y eso vende menos que todo lo demás. TVE fue pionera al deshacerse del 40 por ciento del personal con un ERE que pagamos todos (93% del sueldo a casa... quién lo pillara... !si la envidia fuera tiña!). El subempleo y la precariedad campan por sus respetos en TODAS LAS EMPRESAS... Ahora, en verano, los becarios solucionan el problema de las vacaciones. Y en éstas, los míticos jefes del más mítico diario del país, EL PAÍS (Cebrián, Estefanía, Ceberio y Moreno) se rasgan las vestiduras porque su plantilla no quiere firmar sus informaciones por un quítame allá ese convenio. En un artículo del 28 de junio titulado "Transparencia frente a Fuenteovejuna" (http://www.elpais.com/articulo/opinion/Transparencia/frente/Fuenteovejuna/elpepiopi/20110628elpepiopi_5/Tes) aseguraban los cuatro superjefes cuatreros que no firmar los textos es una falta de respeto al lector al primar un asunto laboral sobre lo profesional. ¿Cuánto cobrará Juan Luis Cebrián? Seguro que él distingue perfectamente la diferencia entre laboral y profesional. Quienes no nos podemos dedicar a escribir libros malos y artículos pestilentes tenemos problemas y obediencias laborales. Él sí es un profesional sin ataduras laborales. Con su sueldo, la pluma se le ha vuelto loca y escribe tonterías. En el convenio que quiere endosar El País a sus trabajadores se recortan sus derechos y se consagra la doble escala salarial que los gestores del diario han generado con la incorporación de los compañeros de Prisacom. Esto quiere decir que a partir de ahora habrá redactores pata negra con sueldo digno y con derechos y redactores-esclavos que se han de conformar con un salario mísero. Como bien dijo en Twitter el Comité de Empresa: "Parece que a juicio de los directores la única huelga que puede hacer un periodista es la de hambre"

No hay comentarios: