Páginas vistas en total

miércoles, 20 de noviembre de 2013

EL ASESINATO DE JOSEBA GOIKOETXEA Y LA CHAPUZA DE ATUTXA.

Joseba Goikoetxea
     El PNV se ha volcado en el homenaje a uno de sus militantes, asesinado por ETA hace 20 años. El sargento mayor de la Ertzaintza, Joseba Goikoetxea, fue tiroteado en Bilbao mientras llevaba en su coche a su hijo de 16 años. El etarra Ángel Irazabalbeitia le disparó dos tiros por la espalda mientras Lurdes Txurruka le cubría y José Luis Martín Carmona les esperaba en otro coche para huir. Joseba Goikoetxea se afilió al PNV con 14 años, en pleno franquismo, y llegó a ser encarcelado por repartir propaganda ilegal. El primer consejero de Interior, Luis María Retolaza, seleccionó en 1980 a una veintena de militantes del PNV para montar la Ertzaintza. Entre ellos estaba Goikoetxea, que llegó a ser en 1985 el jefe de los AVCS, el servicio de información antiterrorista. ETA le puso en el centro de la diana cuando intervino en 1991 en una operación contra el Comando Bizkaia en la que murieron en Bilbao el terrorista Juan María Ormazabal “Turko” y el ertzaina Alfonso Mentxaka. Los hechos ocurrieron poco antes de las once de la noche del 29 de agosto, junto a las barracas instaladas en el Parque Etxebarria. Ertzainas de paisano dieron el alto a un vehículo en el que viajaban cuatro etarras, que respondieron a tiros. En la refriega, “Turko” murió en el acto, otros dos terroristas fueron heridos y un cuarto miembro del comando pudo huir. El ertzaina Mentxaka murió días después a consecuencia de las heridas que sufrió durante el tiroteo. Milagrosamente, nadie más resultó herido, a pesar de que la zona estaba bastante concurrida de gente.  
Lurdes Txurruka
José Luis Martín Carmona
     Un amigo y compañero de Joseba, funcionario del Departamento de Interior, ha desvelado a Euskizofrenia que aquella operación policial del Parque Etxebarria fue una chapuza diseñada por un político y un periodista: el consejero de Interior Juan María Atutxa y su jefe de prensa Jon Goikolea, que acabó suprimiendo de su nombre el “incómodo” primer apellido: Gómez. La AVCS contaba entonces con información sobre los movimientos del Comando Bizkaia. Joseba Goikoetxea planeó un operativo para detener a los terroristas “de forma rápida, segura, sin disparar armas y, por lo tanto, sin víctimas”. Goikoetxea acudió una mañana a la sede del Gobierno Vasco en Lakua junto a su compañero Javier Inda Ortiz de Zárate para presentar la operación a la cúpula de la Consejería de Interior. Atutxa pertenecía a esa clase de políticos a los que el poder faculta para creer que lo saben todo, pese a que toda su experiencia profesional la adquirió en las Cajas de Ahorros en las que trabajó antes de hacerse político profesional. Tras la reunión en Lakua, Joseba Goikoetxea salió del despacho de Atutxa diciendo que el consejero, Goikolea y los demás “han firmado mi sentencia de muerte”. Juan María Atutxa no aceptó su plan de acción y le obligaron a acometer otra táctica diseñada por ellos, que no eran profesionales sino políticos. Goikoetxea aseguró a sus compañeros que la alternativa del consejero era extremadamente disparatada por peligrosa, ya que lo más probable era que provocase un tiroteo que pudiese causar víctimas entre los etarras y los ertzainas.     
Juan María Atutxa
     Para la mayoría de los vascos, el nombre de Juan María Atutxa está asociado desde siempre al PNV, pero quienes le conocieron en los años 60 saben que es un converso. En 1967 recorría el valle de Arratia recolectando votos para Martín Fernández Palacio, procurador en las Cortes franquistas. Un vizcaíno con memoria asegura que "Atutxa fue un nacionalista de vocación tardía. Su esposa, Begoña Zalduegui, se afilió antes que él al PNV, para ver qué pasaba. Después lo hizo él." A sus 72 años, Juan María Atutxa debe contemplar con orgullo su pasado: siempre supo apostar al caballo ganador y ha logrado amasar más ahorros que los que jamás soñó reunir como empleado de una caja o como teniente-alcalde de Lemona. Pero seguro que 20 años después del asesinato de Joseba Goikoetxea se acordará de aquel aciago día en que se sintió experto en Técnica Policial.  

No hay comentarios: