Páginas vistas en total

domingo, 8 de marzo de 2015

ETA: RELATO DEL OLVIDO. LOS 300 AGUJEROS DEL SISTEMA.

Juanfer F. Calderín
El Sistema Judicial Español tiene 300 agujeros. Por ellos se han colado 300 injusticias. Ésa es la cifra de crímenes de ETA que siguen sin resolver. En los Años de Plomo, cuando los terroristas llegaron a asesinar anualmente a un centenar de personas, la Justicia, la Policía y la Guardia Civil se vieron desbordadas por tanta violencia etarra. El 9 de Marzo se presentó en Vitoria el libro "AGUJEROS DEL SISTEMA", escrito por el periodista canario Juanfer F. Calderín. Le acompañaron el historiador Antonio Rivera y el catedrático de Derecho Internacional Público Carlos Fernández de Casadevante.
DOS ANIVERSARIOS: DÍEZ ARCOCHA (7 marzo 1985) ISAÍAS CARRASCO (7 marzo 2008)
Sandra Carrasco, hija de Isaías.
Teresa Díaz, hija de Carlos Díaz Arcocha. FOTO UNANUE.
    El 7 de Marzo se conmemoraron los aniversarios de dos de las 845 personas que asesinaron los pistoleros de ETA. Hace 7 años tirotearon al socialista Isaías Carrasco en Mondragón. Precisamente de mi experiencia como periodista durante las 12 dramáticas horas que viví en aquella localidad guipuzcoana nació este blog con una entrada titulada "MI DRAGÓN VA A ARRASARTE"Beñat Aginagalde, detenido por el asesinato de Carrasco fue absuelto y está a la espera de un nuevo juicio. También se cumplen 30 años del asesinato en Vitoria del primer Superintendente de la Ertzaintza y Teniente Coronel del Ejército Carlos Díaz Arcocha. Los salvajes que pusieron una bomba en 1985 en el coche de aquel hombre de 52 años se han ido de rositas. Nadie ha pagado un solo día de cárcel por aquel crímen.
PLAN DE PAZ DE URKULLU: UN RELATO FALSO LLENO DE EUFEMISMOS
Jonan Fernández.
      Mientras, la Mayoría Política de Euskizofrenia, PNV y EH Bildu, que acaparan 48 de los 75 escaños del Parlamento Vasco, siguen con su Estrategia del Totum Revolutum en su intento por construir un FALSO RELATO de lo ocurrido en este país en el último medio siglo. El Plan de Paz y Convivencia del Lehendakari Urkullu quiere convertir la barbarie de ETA en la expresión de un conflicto político con dos bandos enfrentados. Para ello, su esbirro Jonan Fernández, el secretario general para la Paz y Convivencia, ha elaborado un Plan que olvida palabras tan importantes como "ASESINATO, SECUESTRO o EXTORSIÓN".
      En la malvada búsqueda de la equidistancia entre los crímenes de ETA y la imperdonable respuesta del Estado Español (también en forma de 27 asesinatos del GAL, por ejemplo), el Gobierno Vasco ha elegido la Política del Eufemismo. Llamamos "violencia de motivación política" a todo eso y así quedará reflejado en los libros de historia que se estudien en el futuro en las ikastolas que en Euskadi hubo poco menos que una Guerra Civil con dos bandos: los vascos nacionalistas buenos y los españoles franquistas malos.
      Ya en 1998 cuando se creó COVITE (Colectivo de Víctimas del Terrorismo) tuve ocasión de oír estupefacto cómo el actual Lehendakari y entonces Presidente de la Comisión de Derechos Humanos se negaba a pronunciar ante los periodistas la palabra "terrorismo" por petición expresa de Josu Ternera y compañía. La BATALLA POR EL RELATO está abierta. Con las armas escondidas y ETA sin haber sido disuelta, ahora toca usar la literatura para encontrar eufemismos para esconder la sangre debajo de las alfombras del Palacio de Ajuria Enea.
EL DOLOR DE "LOS OTROS"
Urkullu y Jonan reciben a Etxerat (familiares de presos de ETA)
      Nadie puede negar el dolor de los familiares de los presos de ETA que tienen que viajar muy lejos para visitar en las cárceles a sus parientes. Nadie puede negar el dolor de los ciudadanos vascos (muchos de ellos terroristas y otros muchos no) que han sufrido torturas en cárceles y comisarías. Nadie puede negar el dolor de las familias de los ciudadanos vascos asesinados en la Guerra Sucia contra ETA o aquellos otros como los 5 trabajadores abatidos en Vitoria el 3 de marzo de 1976 que perdieron la vida por abusos policiales que la Justicia jamás ha considerado asesinatos. Sin embargo, deberían ser los historiadores y no los políticos quienes estableciesen el RELATO VERAZ, JUSTO Y EQUILIBRADO sobre la triste historia de dolor que abrió ETA en los años 60.

Raúl López Romo, José María Ortíz de Orruño y José Antonio Pérez, historiadores del Instituto Valentín de Foronda exponen en el Parlamento Vasco su Estudio sobre la Violencia.

   

No hay comentarios: